+34 686 51 96 06 info@micromedical.es

Reconstrucción de mama izquierda en paciente intervenida de mastectomía

En los tramientos de recontrucción de areola en las pacientes intervenidas de mastectomía es muy importante cuidar cada uno de los detalles, desde el momento de la primera valoración, hasta los cuidados finales en el domicilio de las pacientes.

Después de una primera valoración observamos una cicatriz con muy buena calidad, no ensanchada y con un tamaño que se disimulará muy bien con el sujetador.

Aplicaremos emla o lambdalina (anestésico tópico local) y dejaremos actuar unos 15-20 minutos.

Las mediciones previas

La cicatriz es de 13 cm y situamos la areola en equilibrio con mama derecha después de las oportunas mediciones y con una diferencia de solo 1cm.

Yo siempre ajusto las mediciones tras la opinión del paciente, ya que la mama reconstruida en ocasiones no se ajusta totalmente a las medidas de la mama contralateral.

La situamos de manera que cubra 4,5cm de la cicatriz horizontal, de esta manera pasa a un segundo término.

Tras acabar con el tratamiento de micropigmentación aplicaremos la pomada reparadora. Según el protocolo del cirujano el CAP (complejo areola-pezón) se puede realizar antes o después de la pigmentación. En el caso de esta paciente se realizó después de la primera sesión de micropigmentación por tanto tuvimos que retocar color y forma en la segunda
sesión.

La zona de la areola queda más intensa después de la sesión y durante la primera semana, después los colores adquieren una naturalidad y un realismo que logra que el paciente gane la confianza y seguridad que merece.

Una de las sensaciones que más valoran las pacientes es la de recuperar esa parte de su anatomía en la que no querían fijarse cada mañana al salir de la ducha.

El proceso de reconstrucción finalmente acaba.